Si los actores son la cara visible de una historia o una producción de cine, debe de haber alguien detrás que cree el mundo en el que estos se mueven. Esto que parece algo lógico es algo en lo que normalmente no pensamos.

En este post voy a poner de manifiesto esa otra cara de una producción, la de los creadores de ficción, la cara de los que imaginan historias y de los técnicos que la hacen posible, sin olvidar la de los productores y directores que las dirigen.

Creadores de ficción.

creadores del cine

Como todos sabéis todo empieza con una idea, que poco a poco va creciendo para convertirse en una historia y dar un guión apropiado para la creación de la producción en sí, ya sea película o serie.

Pues bien en la mayoría de los casos es creada por una o varias mentes que van pensando y madurando. Van poniendo y quitando, haciendo que las historia y los personajes cuadren en la misma, para a la hora de que el espectador, sea en el medio que sea, pueda disfrutar de la misma.

Este es el trabajo de los creadores y guionistas, este es el trabajo que hace volar la imaginación, uno de los más apasionantes.

El inevitable paso por producción.

Es en este apartado donde nos topamos inevitablemente con el mundo de las productoras y productores, ya que son estos los que establecen diferentes reglas para el juego. Empezando por supuesto desde el presupuesto que maneja dicha producción.

A partir de aquí se harán los inevitables cambios en la historia, pero aún hay esperanza y es que el director y el director de fotografía, serán los que dicten el tempo según el presupuesto asignado. Es decir, a pesar del juego de tira y afloja con el departamento de producción o productora, estos serán los que hagan realidad los sueños de los creadores, llegando a términos asequibles y entendibles para todas las partes.

Tecnicos de cine.

tecnicos de cine

Si en el caso de los creadores los expertos hacía volar la imaginación, podemos definir a los técnicos y expertos de cine como aquellos que hacen realidad los sueños de los creadores.

Estos técnicos en los que me incluyo, son capaces de llevar a cabo cualquier producción, “traduciendo” el guión y el guión técnico en imágenes que posteriormente serán montadas y que darán como resultados la películas y las series que tanto nos hacen disfrutar.

En la mayoría de los casos en una producion son muchas las personas que participan, por lo general son un número elevado de técnicos y empresas expertos en diversos campos que se encuentran detrás de la cara visible de la pelicula, detras de los personajes (los actores), y detrás de cada una de las historias.

Las historias detrás de las historias

Para hacer realidad una producción se tienen que dar una serie de factores técnicos, y por supuesto una alineación de todos los técnicos y actores trabajando en la misma dirección.

Es muy común ver como una gran película o serie de alto coste es meramente un trámite incluso a veces un insulto, debido a que todo el mundo piensa en una sola cosa, en la recaudación.

En la mayoría de los casos es la gran productora la que piensa en ello, ya que la vocación detrás y delante de las cámaras es siempre encomiable. Esto es debido al tema empresarial del que hablaré en otro post.

Es por esto que un técnico o actor siempre debe estar en su mejor disposición a pesar de sus historias personales, concentrado para dar lo mejor de sí mismos y hay que tener por seguro que se nota en el resultado final de la producción.

En definitiva, en este post reflexivo solo intento dar a conocer la otra cara de la cámara, la cámara que existe detrás del espejo y que es mucho más grande que la parte que se ve, al igual que podría ser un iceberg. En próximos post haremos hincapié en este tipo de cuestiones más reflexivas y empresariales del mundo del cine.

Espero que os haya gustado este post de reflexión, y no olvidéis que nos vemos en las redes sociales y en próximos post, y por supuesto en la gran pantalla.

Carlos Lorite